Crappy vs. Snappy

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on Pinterest

¿Por qué contratar a un profesional si sabes hacerlo tú? Eso es lo que el fotógrafo James Hodgins ha querido demostrar a sus clientes: por qué es mejor contratar a un profesional que hacerlo uno mismo. Y de eso va la colección Crappy vs. Snappy, de pedir a los clientes que sacaran sus propias fotografías y compararlas con las que sacaba él. Evidentemente, el resultado de unos y otro no tiene punto de comparación.snapshot6Los que trabajamos en publicidad hemos pasado más de una vez por esa pregunta, sobre todo cuando te vienen los cambios de un cliente que supuestamente sabe mejor que el copy cómo escribir el titular y mejor que el director de arte cómo se diseña la pieza. En esos momentos, miras a la persona de cuentas que te está pasando los cambios y se lo preguntas: “¿Y este señor por qué contrata una agencia de publicidad? Si él sabe hacerlo mejor, que lo haga y se ahorra una pasta”.

La justificación que te da el cliente es que nadie mejor que él conoce su producto. Sí, ¿pero acaso nadie mejor que el cliente sabe venderlo? Porque aquí de lo que hablamos no es de saber escribir (ya sabemos que todo el mundo sabe) o de saber diseñar (que el Photoshop también se aprende). De lo que hablamos es de profesionalidad y eso es por lo que el cliente está pagando.

Si hiciéramos el experimento de Hodgins en una agencia de publicidad, le pediríamos al cliente que planteara su propio anuncio y le saldría algo así:

Imagen de previsualización de YouTube

Y la agencia, por ejemplo, propondría esto:

Imagen de previsualización de YouTube

El segundo es un buen anuncio. Y el primero, un briefing grabado en vídeo. Por eso es mejor contratar a un profesional aunque creas que sabes hacerlo tú mismo.

 

 

Touch wood

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on Pinterest

Si tienes un móvil que está hecho de madera, cuéntalo. Y cuéntalo así de bien, claro. Es mi homenaje personal al “beneficio único” de las marcas ;-)

Imagen de previsualización de YouTube

“In Japan, some trees need to be cut to make the forest environment healthy. This xylophone (and also SH-08) is created from such trees.”

Art Project (powered by Google, of course).

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on Pinterest

La verdad es que Google tiene muchas cosas que me gustan y, probablemente, la que más utilizo de todas es Google Maps. Poder calcular las rutas para ir a pie, en coche o en transporte público me parece un invento de lo más útil y ojalá hubiera existido Google Street View cuando compré mi casa, me habría ahorrado algún que otro paseo para cotillear.

Pero no dejo de sorprenderme con las cosas que acabo viendo por ahí (y eso me gusta). La última que me he encontrado se llama Art Project y consiste en visitar algunos de los principales museos del mundo con la tecnología Street View. Vamos, una visita virtual en toda regla.

Me encanta porque la gente sabe perfectamente cómo hay que moverse por la página y es la forma más cercana a la realidad que existe de visitar un museo. Además, también te muestran los cuadros a alta resolución para apreciar bien los detalles (quién la hubiera pillado para las clases de historia del arte :-P) y, por lo visto, es uno de estos proyectos colaborativos en los que cada museo o galería va subiendo su propio material. Powered by Google, cómo no.

Imagen de previsualización de YouTube

On, off y viceversa.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on Pinterest

Hay muchas formas de llamar la atención y, entre ellas, el medio que utlices. (Vaya, y yo descubriendo la pólvora a estas alturas, jajajajaja).

Quiero decir, que si eres la página de Facebook de Heineken y quieres celebrar que has llegado al millón de fans, puedes salir a las calles de Amsterdam y regalar un millón de abrazos. O si eres Intel y quieres demostrar la capacidad de tu nuevo procesador, puedes hacer que una persecución de película suceda por todos los programas que hay en un ordenador.

El primero es el vídeo de la acción (muy bien hecho, por cierto) y el segundo un spot.

Imagen de previsualización de YouTube

Imagen de previsualización de YouTube

Probablemente el mejor anuncio del mundo.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on Pinterest

Hablando de “permanecer pegado a la idea” (que ha sido un poco el tema de hoy), me he acordado de que en mi lista de pendientes para el blog estaba este anuncio de Carlsberg. Pegado a su claim hasta la médula y donde la creatividad no está precisamente en el mensaje, sino en la forma de comunicarlo.

El mejor anuncio del mundo para Carlsberg es una página de prensa que puedes convertir en abrebotellas.

Anuncio que, por supuesto, viene acompañado de su manual de instrucciones en YouTube.

Imagen de previsualización de YouTube

Es algo que también sabe hacer muy bien Kit Kat. Ya puse aquí en su día la web en la que lo único que pasa es el tiempo (tómate un kit kat) y la semana pasada he visto en bastantes sitios el cuadro cuadro rojo que han colado en una exposición de arte (otro kit kat). Vamos, que esto es permanecer pegado a la idea.

Imagen de previsualización de YouTube